Unido2 por la Fe
Hola, bienvenido ¡¡¡bendiciones!!! al parecer aun no te encuentras registrado, te invitamos a que te unas a la comunidad..

Si quieres colaborar en este foro como uploader, Moderador o Supermoderador... manda un mensaje a los admnistradores del foro para mas detalles... bendiciones



En busca de Emprendedores para el Señor UNETE!!
 
ÍndiceHomeRegistrarseConectarse
Últimos temas
» ¡¡¡ Bin Soto 2da Produccion-Exclusiva Una RELIQUIA!!!
Vie Nov 13, 2015 11:50 am por kikeandrad

» Una vida llena...
Dom Mayo 03, 2015 6:40 pm por hgo1939

» David Brainerd
Miér Abr 29, 2015 11:08 pm por hgo1939

» La iglesia...
Sáb Abr 25, 2015 5:37 pm por hgo1939

» El entretenimiento de la iglesia
Jue Abr 23, 2015 3:53 pm por hgo1939

» Los himnos
Miér Abr 22, 2015 5:48 pm por hgo1939

» MANTENGAMOS UN ESTILO DE VIDA DE ADORACIÓN VIBRANTE
Mar Abr 21, 2015 4:23 pm por hgo1939

» Las Escrituras
Mar Abr 21, 2015 4:20 pm por hgo1939

» Viva conforme al propósito para el que fue creado
Vie Abr 17, 2015 4:15 pm por hgo1939


Music
Pan de vida
>Alimenta alma con este nutritivo pan
Conectarse
Nombre de Usuario:
Contraseña:
Entrar automáticamente en cada visita: 
:: Recuperar mi contraseña
Contactame si urge

Comparte | 
 

 La vía de la sublimidad existencial

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
hgo1939
Moderador
Moderador


Cantidad de envíos : 1135
Fecha de inscripción : 03/06/2009
Edad : 78
Localización : Armenia Colombia

MensajeTema: La vía de la sublimidad existencial   Miér Mar 11, 2015 3:04 pm

Admito que por esta categoría siento más simpatía que por el liberalismo, enemigo del verdadero cristianismo bíblico (como lo es la adoración samaritana). Al mismo tiempo, rechazo este camino hacia la adoración, que no es más que la poesía de la religión. La religión contiene una gran dosis de poesía; es algo correcto y conviene que la tenga. Personalmente, cuando llego a este existencialismo, me derrito como la miel en un día caluroso. La poesía consiste en el disfrute elevado y la contemplación de lo sublime.
Todos somos poetas por naturaleza, y la religión saca más a flote esa poesía que cualquier otra ocupación a la que pueda dedicarse la mente. Además, en la religión hay muchas cosas muy hermosas. Usted descubrirá un disfrute muy elevado en la contemplación de lo divino y de lo sublime. La concentración de la mente en la belleza siempre nos proporciona un deleite elevado.
Algunos confunden esta sublimidad, esta sensación arrebatada, con la verdadera adoración, y es un error comprensible. Dios advirtió a Israel que, cuando llegaran a la Tierra Prometida, y alzaran la vista y contemplaran el sol y las estrellas, no debían caer de rodillas y adorarlas, porque si lo hacían, Jehová los cortaría de la tierra. El mundo está lleno de estos adoradores. Es un gran disfrute, una concentración de la mente en la belleza no circunscrita a la vista y al oído. Si su oído escucha belleza, eso es música, o si sus ojos ven la belleza, eso es arte, pero si tiene pensamientos hermosos sin música ni arte, eso es poesía. Escribimos lo que sentimos, y eso es poesía.
Hay personas que, comprensiblemente, confunden esos sentimientos arrebatadores con la adoración. Ralph Waldo Emerson escribió: “He cruzado la pradera después de la lluvia, una noche luminosa, cuando la luna ya había salido, y el prado seguía cuajado de charcos, y la luna se reflejaba en ellos, y he sentido una alegría rayana al temor”. Era tan feliz que sentía miedo. Yo mismo he sentido esto. Emerson no creía en la deidad de Cristo ni en su sangre, y prefirió renunciar a su iglesia antes que tener comunión con ella. Al final rechazó su fe. Sin embargo, sintió una alegría que rozaba el temor porque era un buen hombre. Era una gran persona, un poeta y un artista. Un hombre de verdad poderoso. Pero no creo que Dios aceptase su adoración, porque esta recorría la vía de la sublimidad existencial, nada más que eso.
Resulta fácil confundir la música de la religión con la verdadera adoración, porque la música eleva la mente y arrebata el corazón. La música puede levantar nuestros sentimientos hasta el punto del éxtasis. Esta tiene sobre nosotros un efecto purificador, que hace posible sumirse en un estado mental feliz y elevado, con solo un concepto vago de Dios, imaginando que podemos adorarlo, cuando en realidad no hacemos nada por el estilo. Simplemente, disfrutamos de un momento extático que Dios ha puesto en nosotros y que ni siquiera el pecado ha podido destruir.
Rechazo la idea de que en el infierno haya poesía; no puedo creer que en esa espantosa cloaca del mundo moral haya alguien que se dedique a hacer símiles y metáforas. No puedo concebir que nadie se ponga a cantar en, ese terrible lugar llamado infierno. Leemos que en el cielo hay música y poesía, porque es el lugar adecuado para tales cosas. Por lo que yo he leído en la Biblia, nunca se nos dice que haya poesía en el infierno. Leemos que en ese lugar hay conversaciones, pero no que haya cánticos, porque no los hay. Allí no hay poesía, no hay música, pero en la tierra hay mucha, incluso entre los que no son salvos, porque fueron hechos a imagen de Dios. Aunque han perdido a Dios en sus mentes, siguen apreciando lo sublime y llevan dentro de su ser más íntimo un residuo de anhelo espiritual.
Hay algunos hombres que han escrito libros sobre la importancia de la sublimidad y sobre cómo cultivarla. En el mundo, además, hay muchas cosas que inspiran y son hermosas. La sublimidad es la belleza intelectual, en contraposición (por usar un término largo) a la belleza de la vista y del oído. La música es la belleza que reconoce el oído. Hay otras cosas hermosas que la vista reconoce, pero cuando el corazón no oye nada sino que solo siente, entonces es la música del corazón. Es la belleza percibida dentro del espíritu.
Las Escrituras nos dicen que “Dios es Espíritu; y los que le adoran, en espíritu y en verdad es necesario que le adoren” (Jn. 4:24). La Palabra debe disipar las nieblas de la oscuridad; arrebata la adoración de las manos de los hombres y la pone en las del Espíritu Santo. Por consiguiente, podemos tener todo eso y aun así no adorar a Dios o ni siquiera ser aceptados por Él.
Para adorar podemos elegir la vía que queramos, pero no todos los caminos acaban a los pies del Señor Jesucristo, ni Dios los acepta. El Dios todopoderoso los rechaza severamente y dice: “No tengo nada que ver con ellos”. Nuestro Señor Jesús dijo: “Dios es Espíritu; y quienes le adoren es necesario que...”. Quiero que sea consciente de este imperativo; la expresión “es necesario que” disipa toda oscuridad y quita la adoración de las manos de los hombres.
Es imposible adorar a Dios aceptablemente lejos del Espíritu Santo. La operación del Espíritu de Dios en nuestro interior nos permite adorarlo adecuadamente por medio de esa persona a la que llamamos Jesucristo, que es Dios. Por lo tanto, la adoración nace en Dios, viene a nosotros y se refleja en nosotros. Esta es la adoración que Él acepta, y no tolera ninguna otra.
Oración
Oh Dios, te pedimos que, mientras aún hablamos, el cielo se abra y nos invada una sensación de tu presencia, y percibamos que sobre este mundo se cierne otro superior, un mundo eterno donde habitas tú. Cuando el reino de los cielos toca el de los hombres, creemos que Dios ha escuchado nuestras oraciones. Oh Dios, te rogamos que nos hables, que no nos permitas dar nada por hecho, ni creer que algo es cierto cuando no lo es, o pensar que hacemos lo correcto cuando no es asi; que no pensemos que nuestra adoración es aceptable cuando no lo es. Que todos y cada uno de nosotros nos acerquemos humildemente, mirando el sacrificio, el sacrificio poderoso, y escuchemos las palabras de amor, veamos el sacrificio poderoso y tengamos paz contigo. Te rogamos que nos concedas esto que pedimos en el nombre de Jesús. Amén.
El fervor del santo deseo
Madame Guyon
Siempre, siempre y sin final,
siento que crece el raudal,
fervor del santo deseo;
y a menudo clamo al cielo:
¡Quiero morir en tu fuego eternal!
“Amados somos diseñados para adorar a Dios solo en el Espiritu”
Continua en… ¿RELIGIÓN O ADORACIÓN?
¡Jesus es el Señor!
Volver arriba Ir abajo
 
La vía de la sublimidad existencial
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Unido2 por la Fe :: Vida Cristiana-Area Espiritual :: Reflexiones, Poemas y Devocionales-
Cambiar a: